Fundación del matutino “La Razón”, decano de la prensa chivilcoyana (1910).

Primer número del diario "La Razón", correspondiente al miércoles 16 de noviembre de 1910.
Primer número del matutino»La Razón», correspondiente al miércoles 16 de noviembre de 1910. Se anunciaba, como un diario de la mañana, independiente, social, noticioso y comercial.

El miércoles 16 de noviembre de 1910, se registró la aparición gráfica del matutino “La Razón”, un órgano periodístico, de prolongada y muy fecunda trayectoria, a lo largo del tiempo y las distintas décadas, el cual, representa el medio informativo, de mayor perdurabilidad, en la historia de nuestra ciudad, y constituye un verdadero decano, un portavoz de la realidad cotidiana y de las expresiones comunitarias y, un genuino símbolo o emblema, de la prensa y de la cultura de Chivilcoy. Dicho diario, nació gracias a la iniciativa y el hondo impulso realizador, de Don Simón Vásquez y Don Eugenio Rochex, quienes se convirtieron, en los gloriosos precursores o pioneros de una obra, transformada, posteriormente, en una pujante y significativa empresa, de carácter editorial. Poco después, Eugenio Rochex, se desvinculó del matutino, falleciendo en el mes de noviembre de 1918, y hubo de proseguir, entonces, la ardua labor, Don Simón Vásquez, que con férrea voluntad, criterio y profundo predicamento, ejerció la dirección de “La Razón”, durante un extenso período, de cuarenta años, hasta su muerte, acaecida el 21 de agosto de 1950. Mientras tanto, el diario, había ido experimentando, significativos y estimables progresos, que permitieron el incremento de sus páginas y el respectivo tiraje de las ediciones: En 1928, comenzaron a funcionar, las primeras linotipos, y en los inicios de la década de 1930, hubo de incorporarse, una nueva máquina de impresión, denominada “Rotoplana”. A Don Simón Vásquez, le sucedieron, en la conducción del diario, su yerno, Alfredo Pérez Silva, su propia hija, María Vásquez de Pérez Silva, el periodista y poeta, José María Grange, y Carlos Sergio Pérez, nieto del fundador, Don Simón Vásquez. En el mes de agosto de 1987, la familia Pérez Vásquez, efectuó la transferencia del matutino, a los actuales propietarios, quienes habrían de dotar a “La Razón”, de una moderna tecnología. Además, el original tamaño “sábana”, fue reemplazado por el diseño “tabloide”. El diario, funcionó, durante muchos años, en la antigua y tradicional esquina de la avenida Ceballos y la calle Suipacha, y en el mes de septiembre de 1993, efectuó su traslado, a la avenida Sarmiento Nro. 74. En tanto, a fines de noviembre de 2009, la redacción y los talleres gráficos del matutino, realizaron su mudanza, instalándose en un amplio edificio, sobre la avenida Güemes al 600; permaneciendo la administración del diario, en la avenida Sarmiento. A partir de 1987, hubieron de ejercer la dirección de “La Razón”, el escribano, Dr. Rubén Diego Cavagna, y el señor Alberto Mario Mónaco, quien cumple esas funciones, en la actualidad; desempeñándose como gerente, el señor Francisco Ángel Mónaco. Por otra parte, fue presidente del directorio de la empresa, el señor Rufino Cabral. Subrayemos que, una avenida de nuestra ciudad, la Nro. 85, lleva el nombre de “Diario La Razón”, nombre impuesto el 16 de noviembre de 1980, por una iniciativa del procurador Carlos Armando Costanzo, al conmemorarse el 70 aniversario del matutino. Merecido homenaje, a una fiel y sostenida tarea informativa, y a un órgano periodístico que, ha sido testigo, guardián y constante difusor, de la historia, la vida, los progresos y los mejores sueños, de nuestra ciudad de Chivilcoy.

Al diario “La Razón”, soneto de Carlos Armando Costanzo, fundador y director – organizador del Archivo Literario Municipal y el Salón del Periodismo Chivilcoyano, y miembro académico correspondiente, de la Academia de Folklore de la Provincia de Buenos Aires y la Academia Porteña del Lunfardo.

Yo saludo a este viejo matutino, de la extensa y fecunda trayectoria, que a lo largo del tiempo y de la historia, cumplió siempre, su gráfico destino. Yo saludo su impulso y su camino, de labor incansable y clara gloria, y le auguro una vida promisoria, bajo un cielo brillante y cristalino. Yo saludo su fuerza informativa, su criterio rector, su iniciativa, su presencia y su aliento cotidiano… Y sé bien, que su acción y dinamismo, van sembrando la voz del periodismo, junto a todo el quehacer chivilcoyano.

Décimas al diario «La Razón», por Carlos Armando Costanzo.

Por su ejemplar trayectoria, de auténtico periodismo, su constante dinamismo, su prestigio y su amplia gloria. Por toda su rica historia, de certera información; su ayer y su tradición, su trabajo y su presente, saludo, fraternalmente, al gran diario La Razón. Y le auguro, en este día, un futuro venturoso, por su ritmo laborioso, su constancia y su energía. Y que sea, siempre, guía, de la prensa ciudadana, y esa voz clara y ufana, con sucesos y primicias, que ha llenado de noticias, la vida chivilcoyana.

Suscripción para recibir en tu correo electronico

Efemérides, Biografias, Personajes Chivilcoyanos, Lunfardo y demás noticias del Archivo Literario.