LA FESTIVIDAD PATRONAL DE LA VIRGEN NUESTRA SEÑORA DEL CARMEN

                    Y SUS 130 LARGOS AÑOS, EN LA HISTORIA DE LA CIUDAD

                                                       1889 – JULIO – 2019

El domingo 21 de julio de 2019, habrá de llevarse a cabo la celebración, de la antigua y muy tradicional, festividad patronal, religiosa y popular, de La Virgen Nuestra Señora del Carmen, la cual, cumple 130 largos años, de una fiel e ininterrumpida existencia histórica. Dicha festividad, se halla organizada, por la Parroquia del Carmen, a cargo del presbítero Hernán Lucia, y la Comisión – Pro Festejos, que preside el ingeniero Gustavo ElbioFaccinetti; contándose además, con la importante colaboración, de la Municipalidad de Chivilcoy y, de toda la comunidad. La celebración de la Virgen Nuestra Señora del Carmen, sin dudas constituye, la festividad más remota, dentro de los anales lugareños, y la de mayor perdurabilidad, a través del curso del tiempo, representando así, todo un símbolo o emblema, un genuino y verdadero baluarte, una vieja y gloriosa tradición y, una auténtica y sincera expresión, de la identidad ciudadana, y de la fe y la devoción, de la feligresía de Chivilcoy. El día de la Virgen del Carmen, se conmemora, cada 16 de julio.

PINCELADAS Y ACUARELAS, DEL HISTORIAL DE LA FIESTA DEL CARMEN

Los días 20 y 21 de julio de 1889, se llevó a cabo, la primera celebración de la festividad, en honor de la Virgen del Carmen, por iniciativa de un grupo de inmigrantes italianos, bajo la conducción de la patriarcal figura de Don Pascual Grisolía (1835 – 1920), fervoroso e ilustre propulsor, de esta fiesta, religiosa y popular, que hoy conmemora, sus 130 prolongados años de vida.

El 26 de mayo de 1895, se realizó una asamblea de vecinos, a los efectos de conformar una Comisión Central, para la construcción de una capilla, consagrada a la Virgen del Carmen.

El 16 de julio de 1895, se procedió a la colocación de la “piedra fundamental”, del futuro templo, sobre un terreno, generosamente donado, por Don Pascual Grisolía.

Hacia el mes de febrero de 1896, comenzaron los trabajos de construcción de la capilla, efectuando la citada obra, el maestro albañil, Don Antonio Colisigno.

El domingo 19 de julio de 1896, de un modo solemne, se inauguró la capilla – todo un cálido y piadoso santuario, dedicado a la Virgen del Carmelo -, durante el desarrollo, de importantes festejos patronales.

El 8 de septiembre de 1898, en forma total y definitiva, se habilitó el edificio, de la primitiva capilla.

El 16 de julio de 1900, hubo de oficiarse en dicho templo, la primera misa, una ceremonia litúrgica, debidamente autorizada por el Obispo de La Plata, monseñor Dr. Mariano A. Espinosa.

El 10 de septiembre de 1903, ante el notario Vicente P. Roldán, se efectuó, mediante escritura pública, la transferencia y entrega de la capilla, a los sacerdotes españoles, de la Orden Agustina, quienes, desde entonces, comenzaron a desarrollar, una fecunda misión pastoral, evangelizadora y docente. Participaron en el acto, los vecinos del barrio del Carmen, encabezados por Don Pascual Grisolía, y el presbítero Joaquín Fernández, en representación de la Orden de San Agustín. Recordemos que, los sacerdotes agustinos, hubieron de ejercer la enseñanza, a través del Colegio primario “Buen Consejo”, y abandonaron nuestra ciudad, después de casi un siglo, de una ardua y sostenida labor, en el mes de mayo de 2003.

El 16 de julio de 1937, por un decreto del Obispo de Mercedes, monseñor Dr. Juan P. Chimento, la humilde y modesta capilla del Carmen, adquirió el rango de Parroquia, con su respectiva esfera territorial, de jurisdicción eclesiástica.

Hacia el mes de enero de 1945, frente a una real amenaza, de inminente derrumbe, se procedió a clausurar el edificio de la capilla del Carmen;  realizándose los oficios religiosos, a partir de aquel momento, en un galpón de la familia Grisolía, situado en la intersección de las calles, Viedma e Hipólito Yrigoyen. El galpón, fue facilitado, de una manera totalmente desinteresada, y allí se realizaron, las celebraciones litúrgicas, hasta el año 1949.

El 16 de octubre de 1945, se desmoronó, completamente, la vieja y entrañable capilla del Carmen, frente al estupor y la profunda consternación, de toda la feligresía lugareña.

El 16 de julio de 1946, durante el desarrollo de las fiestas patronales, se colocó la “piedra fundamental” del nuevo templo, en honor de la Virgen del Carmen.

El 8 de septiembre de 1946, con la presencia del Obispo de Mercedes, monseñor Dr. Anunciado Serafini, se llevó a cabo la ceremonia, de bendición y ubicación del “primer ladrillo”, iniciándose así las obras, de construcción del nuevo templo, de Nuestra Señora del Carmen. Para recaudar fondos dinerarios y obtener recursos, de índole económica, se conformó una Comisión – Pro Templo, que presidió el caracterizado y relevante abogado, dirigente y hombre público local, Dr. Francisco José Falabella.

El 22 de octubre de 1949, se inauguró el templo de Nuestra Señora del Carmen, dentro del marco y el programa de festejos, del 95 aniversario de la fundación de Chivilcoy, con la presencia del entonces gobernador de la provincia de Buenos Aires, coronel Domingo A. Mercante.

La festividad del Carmen, en un prolongado y rico itinerario de 130 años, supo mantener sus peculiares características, con los banderines o gallardetes, sobre la avenida Villarino; la procesión por las calles; la participación de diferentes bandas de música y del abnegado y heroico cuerpo de bomberos voluntarios; los juegos infantiles, como el palo enjabonado, las carreras de embolsados y la piñata, y el espectáculo artístico, durante la tarde.

También, hubieron de llevarse a cabo, a lo largo de muchos años, los clásicos fuegos artificiales, en horas de la noche, con su atracción y particular colorido, y en otras épocas, carreras de sortija, a caballo, en bicicleta y, hasta en automóvil; como asimismo, funciones cinematográficas, en la sala del cine parroquial, ubicado junto al templo del Carmen.

A través de varias décadas, de una muy comprometida e infatigable tarea, presidió la Comisión de Festejos, el notable y prestigioso médico cirujano, Dr. Juan Carlos Falivene (1922 – 2014). Y el conocido locutor y animador, Alfonso A. Lombardo (1941 – 2017), tuvo a su cargo, la preparación y conducción, del espectáculo musical, de la festividad, entre los años 1966 y 2006.

La celebración patronal, religiosa y popular, de la Virgen Nuestra Señora del Carmen, tan arraigada en el devoto corazón de nuestra comunidad, constituye pues, una pintoresca y gloriosa tradición, un típico símbolo o emblema, todo un hito costumbrista, y un firme y sólido bastión, en el patrimonio histórico y cultural, el sentir del vecindario y, el pasado ciudadano de Chivilcoy.

A LA FIESTA DEL CARMEN

VIEJA fiesta del Carmelo, gracia, color y alegría, sublime Virgen María, devoción, paz y consuelo. Bajo su cálido cielo, evocándola, aquí estoy, mientras resaltando voy, sus tradiciones y gloria, que enriquecieron la historia, y el alma de Chivilcoy.

A LA VIRGEN NUESTRA SEÑORA DEL CARMEN

DULCE Virgen del Carmelo, fuente de amor y alegría, te pedimos, este día, tu protección y consuelo. Qué de un azul y amplio cielo, hoy, descienda tu piedad, y que toda tu bondad, de un modo claro y profundo, ayude a forjar un mundo, de justicia y de igualdad. Te pedimos, tu ternura, de jazmín y blanca rosa; tu entrega tan generosa, la imagen de tu hermosura… Danos tu fe, intensa y pura, tu presencia celestial, y ese cariño especial, que nos brindas, en la vida, con tu palabra sentida, y tu amparo maternal. Te pedimos, tu honda guía, para cruzar el sendero; tu espíritu verdadero, tu entrañable compañía… Danos la paz y armonía, – lo rogamos, a tus pies -, y tengamos, de una vez, floreciendo desde abajo, el milagro del trabajo, y el valor de la honradez. Te pedimos, tu belleza, tu luz, que brilla en la historia; tu corazón y la gloria, de tu sublime grandeza. Qué el pan esté, en nuestra mesa, junto a tu gracia y tu bien, y recibiendo también, un mar de esperanza y dones, danos hoy, tus bendiciones, querida Virgen. Amén.

Procurador Carlos Armando Costanzo, fundador y director – organizador del Archivo Literario Municipal y el Salón del Periodismo Chivilcoyano, y miembro correspondiente, de la Academia de Folklore de la Provincia de Buenos Aires y la Academia Porteña del Lunfardo.

Diseño y diagramación: Germán Carlos Nicolini, máster en P. C. e Informática, secretario del Archivo Literario Municipal.

PÁGINAS EN INTERNET DEL ARCHIVO LITERARIO

FACEBOOK: “Archivo Literario Municipal”

WEB: “www.archivoliterariochivilcoy.com”

Un comentario sobre “LA FESTIVIDAD PATRONAL DE LA VIRGEN NUESTRA SEÑORA DEL CARMEN

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *