La filial de Chivilcoy, del Instituto Nacional Sanmartiniano, creada en 1942

La gloriosa e inmortal figura, del intrépido Capitán de los Andes, y del insigne Libertador y Padre de la Patria, recordada, en tantas oportunidades, por la filial chivilcoyana, del Instituto Nacional Sanmartiniano, creada en nuestra ciudad, el 16 de agosto de 1942. Dicha institución, desapareció a comienzos de la década de 1980.

La página evocativa del día de hoy, la dedicaremos, a la franca y merecida recordación, de la importante filial del Instituto Nacional Sanmartiniano, que hubo de crearse, en nuestra ciudad de Chivilcoy, el 16 de agosto de 1942, y que supo cumplir, a lo largo del tiempo y del curso de los años, una fiel e ininterrumpida trayectoria y, una ilustrativa y fecunda labor; fomentando, promoviendo y difundiendo, con un sentido eminentemente didáctico y pedagógico, un claro criterio educacional y, un auténtico y verdadero espíritu patriótico, de genuina argentinidad, la vida, los principios y los valores morales, las hazañas o proezas bélicas, el magnífico e inmortal ideario y el profundo y aleccionador pensamiento, de orientación y guía,  del intrépido y admirable Capitán de los Andes, y el valiente y glorioso paladín y Libertador de América.

La feliz iniciativa, para constituir dicha filial, correspondió a los distinguidos profesores, Manuel Díaz Tenreyro y José María Dovidio, quienes, a tal efecto, hubieron de convocar, a una reunión pública de vecinos, donde se establecieron las firmes y seguras bases, de la futura institución, destinada a honrar y exaltar, la viva y luminosa memoria, del eterno e ilustre Padre de la Patria.

El primer presidente de la citada entidad, fue el caracterizado odontólogo local, Dr. Publio Barrancos, sucediéndole después, en dicho cargo, el reconocido médico, Dr. Edelmiro Domínguez, el prestigioso abogado y dirigente político y deportivo, Dr. Luis Tiscornia y, el destacado médico y docente, Dr. Antonio Somaruga, entre otros. Además, hubieron de integrar la institución, en calidad de miembros permanentes, el profesor Antonio Anselmo, ex director de la Escuela Normal Mixta “Domingo Faustino Sarmiento”, el polifacético y notable, poeta, escritor, periodista y docente, profesor José María Gallo Mendoza, el inolvidable poeta y docente, profesor Domingo Zerpa, el siempre recordado investigador e historiador, periodista y docente, profesor Francisco Antonio Menta, ex rector del Colegio Nacional “José Hernández”, el querido y apreciable docente, profesor Albino Masanti, ex secretario, vicerrector y rector del Colegio Nacional, de nuestra ciudad, el maestro normal, Aníbal Anfosi, el señor Raúl Gesteyra, etc.

La mencionada filial, hubo de transformarse, con posterioridad, en una Delegación, logrando constituir y organizar, una muy nutrida y rica biblioteca, a cargo del profesor Domingo Zerpa, la cual, contaba con un  numeroso acervo y un significativo caudal bibliográficos, compuesto por libros de historia, colecciones, enciclopedias y, una vasta cantidad de publicaciones, sobre los más diversos aspectos y facetas, de la noble y ejemplar existencia del General San Martín. Además, la filial de Chivilcoy, organizó, patrocinó y auspició una innumerable cantidad de actos culturales y de conferencias, en las que distintos exponentes, locales y foráneos, disertaron, acerca del Padre de la Patria.

En la última etapa, de su trayectoria institucional, la entidad se convirtió, en la Asociación Cultural Sanmartiniana, ejerciendo la presidencia, el profesor Francisco Antonio Menta, quien hubo de pronunciar un conceptuoso discurso, al inaugurarse el monumento al Padre de la Patria, en la plaza principal 25 de Mayo, el 17 de agosto de 1979. Finalmente, dicha Asociación, se disolvió y desapareció, a comienzos de la década de 1980; pero sin dudas, quedó el perdurable y hermoso recuerdo, de una institución chivilcoyana, que durante varias décadas, de una sostenida y ponderable tarea, bregó por rescatar, reivindicar, subrayar y resaltar, la vida y la obra del Libertador General Don José de San Martín, cuyo edificante y bello modelo, arquetipo o paradigma, debe ser hoy, más que nunca, un camino, una bandera y una rutilante y esperanzada guía, para el destino del país y, el presente y el porvenir de todos los argentinos.

Oración al General San Martín, por el procurador Carlos Armando Costanzo, fundador y director – organizador del Archivo Literario Municipal y el Salón del Periodismo Chivilcoyano, y miembro correspondiente, de la Academia de Folklore de la Provincia de Buenos Aires y la Academia Porteña del Lunfardo.

HOY, la Patria, che, capo, necesita, su canchero heroísmo y su entereza, su pulenta, que nunca se marchita, su coraje, bien posta, y su firmeza. Hoy, un viejo clarín, bate y palpita, su honradez macanuda y su nobleza, tan lejos del afano y de la guita, con un kilo de lucha y de grandeza… Hoy, la historia, chamuya sus valores, sus principios, muy guapos y rectores, su parola, que se oye, en la matina… Y ante tanto malandra, chorro y chanta, su figura debute, se levanta, como ejemplo moral de la Argentina.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *