Fallecimiento del impresor, investigador y hombre de la cultura local, Héctor Manuel Antuña.

Héctor Manuel Antuña (1932-2001).
Héctor Manuel Antuña (1932-2001).

El 28 de septiembre de 2001, falleció en nuestra ciudad, a los 68 años de edad, el polifacético y destacado impresor, investigador y hombre de la cultura chivilcoyana, Héctor Manuel Antuña, quien a lo largo de una fiel y perseverante trayectoria, se distinguió por sus múltiples y muy plausibles iniciativas e inquietudes, su profundo entusiasmo realizador, su espíritu dinámico y ejecutivo, su íntegra conducta, de honradez y rectitud, y su gran y admirable generosidad personal. Nacido el 30 de octubre de 1932, su genuina y sincera vocación, hubo de inclinarse hacia las artes gráficas, prosiguiendo así, con el arduo trabajo y la firme conducción de la tradicional imprenta, fundada por su padre, Don Manuel Antuña, el 6 de mayo de 1943, y sita en la intersección de las calles Belgrano y Río Juramento. Conformó el comprometido y activo grupo creador, del Teatro Independiente del Oeste “El Chasqui”, surgido a la vida institucional, el 3 de noviembre de 1959, junto a Horacio y Juan Carlos Cerani, Líber y Horacio Navarro, Justo Morel, Eduardo Salomón Cohen y Antonio Posik; y en el mes de septiembre de 1977, de una manera paciente y esforzada, hubo de reeditar “El Poema de las Mieses”, del inspirado y eximio vate lugareño, Carlos Ortiz (1870 – 1910). Años más tarde, en 1986, entregó a la estampa, el volumen “Ideas y pensamientos de Estefan Zweig”, dedicado a la obra literaria, del relevante escritor, crítico y poeta austríaco, quien había nacido en Viena, en 1881, y se suicidó en la ciudad brasileña de Petrópolis, el 28 de febrero de 1942. Asimismo, desarrolló por la emisora L. T. 32 Radio Chivilcoy, en los años 1984 y 1985, el ciclo evocativo, denominado “Los Hombres”, con biografías, de notables y célebres figuras, de nuestra historia universal. Además, ofreció charlas y conferencias, y fue autor de algunas investigaciones, sobre el Teatro Independiente; distintas letras de tango;  la vida y la actuación política, del dirigente radical, Dr. Moisés Lebensohn, etc. Sin  dudas, un aleccionador y bello ejemplo de laboriosidad, anhelos de superación intelectual, inquebrantables principios y convicciones, y una límpida honestidad. Un ejemplo, de auténticos valores humanos, que mantiene nítido y vigente, el querido recuerdo de Héctor Manuel Antuña.

En memoria de Héctor Manuel Antuña, por Carlos Armando Costanzo.

Hoy, lo quiero evocar, sinceramente, con su espíritu abierto y generoso, su honradez, su trabajo sin reposo, su fervor y su lucha persistente. Hoy, lo quiero evocar, noble y ferviente, recordando su temple vigoroso, sus ideales, su nervio laborioso, y su clara presencia, que aún se siente… Lo evoco allí, en su imprenta inolvidable, con su estilo, su impulso infatigable, su conducta cabal, su norma pura… Héctor Antuña: Ejemplo de hombre entero, tipógrafo, escritor y un verdadero baluarte y propulsor de la cultura.

Suscripción para recibir en tu correo electronico

Efemérides, Biografias, Personajes Chivilcoyanos, Lunfardo y demás noticias del Archivo Literario.